Good Bye, Calleja

Pese a haberme mudado a kilómetros de distancia de Oviedo, he tenido la oportunidad de despedirme de los bares que más han significado para mí en mi adolescencia y primera juventud, los que han contribuido en gran manera a conformar mi educación sentimental. En esta ocasión asistí al el traspaso de “La Calleja”, uno de los mejores bares y más queridos por la que escribe. Hay que explicar para el que no sea de Oviedo, ciudad de vacaciones, que la oferta cultural y especialmente musical de la ciudad roza en ocasiones lo irrisorio y La Calleja era uno de esos locales que intentaba mantenerla viva y sobretodo, interesante. Si las paredes de La Calleja hablasen contarían risas, cotilleos, locuras, música y más música, libros, películas, vidas enteras y algún que otro amor. Y ahora aunque seguirán escuchando historias posiblemente ya no serán las nuestras, porque ya no será lo mismo.

Pero como no somos muy dados al sentimiento trágico de la vida, ayer nos despedimos como hay que despedirse, con alegría y buena música. De eso se encargaron primero los chavales de Enomia y después Losone, un grupo formado por gente de esa de la que sólo puedes sentirte contenta de conocer. Con Dani debutando como cantante, dieron un concierto sólido y convincente, pese a tocar con un equipo prestado y ser un concierto casi espontáneo.

Losone en la puerta de su local de ensayo

Losone en la puerta de su local de ensayo

Con referencias que podrían ir desde los Pixies en sus momentos mas noise a los Radiohead más oníricos, Losone suenan muy bien en directo, para qué darle más vueltas: suenan bien, llegan al público, tienen intensidad y se entienden entre ellos cuando están el escenario de manera envidiable incluso para otros grupos más veteranos. Están empezando, pero que el proyecto tiene grandes posibilidades de salir adelante no hace falta que lo diga yo, cualquiera que tenga la oportunidad de verles en directo y tenga un poco de criterio (claro) podrá decir lo mismo.

El concierto nos hizo disfrutar a todos y además lo terminaron con el acompañamiento de Germán a la armónica, invitado que nunca defrauda. Después, la noche se alargó hasta que duraron las copas, aunque a eso de las 12 menos cuarto, Gonzalo comenzó a movilizar un poco al personal con la contundente explicación de “dentro de un cuarto de hora el bar deja de ser mío”. Adiós a La Calleja, adiós a una parte de nuestra juventud.

Anuncios

6 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

6 Respuestas a “Good Bye, Calleja

  1. txe

    vaya, tú tb estás enterada. yo curré dos años en el comienzo de la calleja, cuando lo llevaban los tres. de hecho fui el primer currante. y desde entonces mi vida se desarrolló allí, incluso cuando me mudé a madrid. Seguí veraneando con gonza en caños de meca y todo. asi que ahora estoy algo afectado, la verdad…
    yo tb escribiré un obituario

    besos
    pd: el dani cantando..

  2. Yo no pude despedirme, jo.
    Voy a echar de menos los veranos llenándome la panza con cañones y los afterhours bebiendo leche con Chavi.

  3. ilarius

    Hasta yo curré allí jaja

    Si las paredes hablasen contarían muchos rolletes y sexo que lo se yo jeje.

    A ver como lo llevan ahora, pero la verdad que los bares en Oviedo dejan mucho que desear, salvo 3 o 4 que tienen más iniciativa el resto ni fu ni fa.

    Un beso guapa

  4. A la nota triste, una alegre: hacía tiempo que no vivía tan buen rollo en un bar, no pudo haber mejor despedida.

    besin friolera!

  5. cientificotriste

    Estos acontecimientos que nos muestran que estamos haciéndonos mayores me ponen bastante triste.

    Je, je, tienes razón la frase es muy fina.

  6. Amor al arte

    No diré que la crónica no es profesional, porque evidentemente no es lo que pretendes,esto no es una publicación por la que tengas que pagar 4.50 euros, sino un blog;tampoco diré nada sobre tu opinión personal, porque es tu blog `personal´y para eso está, para que escribas tu opinión; pero sí diré, que yo también asistí a la fiesta de cierre de La Calleja (una pena, por cierto) y por consiguiente a los “2” conciertos que se celebraron allí esa noche, y hago incapie en “2” porque a pesar de que el concierto de Losone fue genial, porque ellos son geniales y su música también, si lo que pretendías era hablar de música, no hubiera estado de más mencionar más allá de “los chavales de Enomía”, a la segunda banda de la noche, no sólo porque fueron cojonudos, sino porque vinieron desde Gijón SOLO para dar ese concierto, y me parece una pequeña falta de respecto obviar de esa forma el otro concierto de la noche. Sólo añadir que clasificaciones como estas (posiblemente con la mejor intención) no tienen más connotación que la negativa, y que sólo hubieras tardado 1 minuto más en poner “la banda Enomía, de Gijón abrieron la noche” en lugar de “los chavales de Enomía”seguido de 3 párrafos que daban a entender a cualquiera que no asistiera aquella noche a la cita, que allí solo tocó una banda. Gracias por tu atención.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s